Wilkins es “La Leyenda” Viviente

Wilkins en su concierto "La Leyenda" en Bellas Artes de Santurce | foto Ivvor Rocha

This slideshow requires JavaScript.

San Juan, Puerto Rico — Wilkins se presentó la noche del pasado sábado, 14 de abril en el Centro de Bellas Artes de Santurce ante una abarrotada Sala de Festivales, donde los fanáticos fueron a disfrutar de un gran concierto. El espectáculo que ofreció el cantautor considerado una leyenda viviente, dejó muy en claro lo admirado y querido que es por toda su fanaticada. El destacado artista, es “profeta en su tierra”. Y a través de su exitosa carrera siempre ha mostrado su versatilidad, pasión y entrega en cada interpretación.

El concierto dio comienzo cerca de las 9 de la noche, con una introducción retro para que Wilkins hiciera su entrada al escenario. Vestido de color negro con chaqueta de brillo fue recibido con vítores y aplausos. De inmediato se escuchan los acordes del tema “Lambada”, que también baila en cadenciosos y sensuales movimientos con la bailarina que le acompañó. La audiencia estaba eufórica y disfrutó de los movimientos de piernas y caderas, que le caracterizan a este querido artista puertorriqueño. Siguió con la jornada musical de la noche con el tema “Si yo fuera mujer” y el primer popurrí de varios donde incluyó canciones del principio de su carrera, como “¿A quién vas a engañar?”, “Pensamiento y palabra”, “O tú o nada”.

Wilkins acaparó la atención del público desde el principio con su personalidad y carisma. Tampoco dudó en responder y expresar su afecto y cariño al público que le gritaban expresiones de “te amo”. Les agradeció “por recibir la invitación de que me acompañaran hoy.” Entusiasmado expresó. “¡Esto está más lleno que nunca! Los invité porque hay un pacto entre nosotros que va a durar toda la vida.”

El intérprete trazó lo que sería el curso del concierto al incluir temas como “Qué me pasa contigo”, “Bésame despacio”, “Mi problema eres tú”, “Te mataría” y “Quiéreme”. Canciones exitosas, que el público cantó sin reservas.

El artista cubrió más de cuatro décadas de su carrera. Realizó un viaje a los setenta con “Candilejas”, “No se puede morir por dentro” y “Esto sí es amor”. Interpretó, guitarra en mano el tema “Sereno”, acompañado de un coro de 10 voces y se la dedicó a las parejas.

Una vez más se mostró sorprendido con el público de quienes dijo continúan “siendo unos rockmánticos de verdad” y agradeció, “tanto amor.” A Wilkins en más de una ocasión, los fanáticos le hicieron reír con sus comentarios pícaros. Y hasta le respondió a las fanáticas, con un “las traigo muertas”, causando mucho alborozo entre ellas.

Se echó al público en un bolsillo con el medley de canciones de los ochenta que incluyó “Respiraré”, “El sucesor” y “Te amo”. Arrasó una vez más con su fuerza interpretativa en el tema “Bella sin alma” que le mereció una ovación.

También incluyó canciones de fe, como mensaje de no perder la esperanza en estos tiempos tan difíciles por los que atraviesa el País con “Un nuevo amor” y “Como no creer en Dios”. Mantuvo el dinamismo, la algarabía y el baile con su famosa canción de “Sopa de Caracol”. Concluyó este excelente concierto como artista y compositor, al reafirmar su amor por su tierra con el tema “De ahí vengo yo”.

Dejó pendiente una nueva cita, con una segunda función de este concierto “La Leyenda” para el 25 de mayo.